Internet móvil y redes sociales: la pregunta es dónde

La Vanguardia, Spain, January 25, 2012

Por: Silvina Moschini, CEO & Founder Intuic | The Social Media Agency.

¿Qué oportunidades se abren para las empresas con el desarrollo de herramientas de geolocalización en las redes sociales?

El acceso a internet desde teléfonos móviles continúa en franco ascenso en todo el mundo. Ya hay siete teléfonos móviles por cada diez habitantes. Según datos de la Unión Internacional de Telecomunicaciones (UIT). Esto equivale a cinco mil millones de líneas para una población mundial que ronda los siete mil millones de personas. El otro dato relevante es que un 27% de esos teléfonos móviles son inteligentes. 

En este contexto, con casi 1.300 millones de teléfonos con capacidad para conectarse a la red, no debería sorprendernos el auge de las plataformas de geolocalización o georreferenciación. Foursquare dio el primer paso. Después se apuntaron los grandes: Google (con su aplicación Places), Twitter Places y Facebook. Destinadas a un usuario conectado en todo tiempo y lugar, estas herramientas ganan cada vez más adeptos.

A las preguntas clásicas con la que nos interpelan las redes sociales (“¿Qué estás pensando?”, en Facebook, o “¿Qué está pasando?”, en Twitter), estas aplicaciones le agregan una más: ¿Dónde?


De Foursquare a Twitter

Foursquare, el pionero en la materia, ofrece varias aplicaciones a sus usuarios: la principal es que éstos pueden hacer una entrada (“check-in”) de los lugares que visitan. De ese modo, sus contactos en las redes sociales pueden conocer las preferencias y opiniones sobre una gran cantidad de sitios (restaurantes o tiendas, por ejemplo). Además, la popularidad de los lugares crece en relación a la cantidad de entradas que reciben por parte de los suscriptores. Precisamente, Foursquare dio un paso más al ofrecerle a los locales la posibilidad de brindar beneficios extra a los usuarios registrados.

Como no podía ser de otra forma, Google también creó su propia herramienta de geolocalización. Lanzada en abril de 2010, fue bautizada simplemente como “Places”, y funciona a partir de un sitio web que recopila comentarios y opiniones sobre los lugares registrados en la plataforma. Los visitantes pueden encontrar todo tipo de información, mientras que los locales comerciales cuentan con la ventaja adicional de aumentar su visibilidad en el universo online y mejorar su posicionamiento entre las búsquedas de Google.

Para no quedarse atrás, Twitter también se sumó al fenómeno. Twitter Places permite a los usuarios mostrar cuál es su ubicación al momento de publicar sus actualizaciones. Se pueden seleccionar los lugares ya ingresados por otros usuarios, o bien agregar una localización nueva.

Por ultimo, Facebook también forma parte de la tendencia de la geolocalización: a través de un menú desplegable, que se encuentra debajo del “¿Qué estás pensando?”, el usuario puede incluir dónde se encuentra. También permite que los usuarios añadan la localización de las fotos que suben.


Nuevas oportunidades

Con estas herramientas en creciente consolidación, las empresas de todo el mundo empiezan a explorar las potencialidades del internet móvil. La geolocalización no sólo facilita la promoción de productos y servicios, sino que le da a los usuarios de las redes sociales un rol clave: el de difundir opiniones sobre sus decisiones de compra o compartir experiencias de consumo (tanto positivas como negativas).

En muchos casos, las plataformas permiten a los navegantes acceder a descuentos y promociones a partir de hacer una entrada en determinados comercios. Por ello, cada vez son más las compañías que desarrollan sus propias aplicaciones para comunicarse con sus clientes a través de dispositivos móviles. Staples, por ejemplo, aprovecha la capacidad de los teléfonos inteligentes para leer códigos QR. De este modo ha desarrollado un sistema que permite a los clientes comprar sus productos desde la vía pública.

Indudablemente, la movilidad está dando lugar a nuevas formas de utilización de la red. Con estas modalidades, aparecen desafíos y oportunidades para las empresas que quieren aprovechar la potencialidad del universo online con el fin de posicionar su marca. Las dinámicas de interacción entre el mundo físico y el “virtual” son hoy más fuertes que nunca, y pueden utilizarse efectivamente para atraer más posibilidades de negocios.



In the news

Is Miami the next innovation capital?”

Portada, Argentina, September 13, 2013

Cyberspace Lady

Para Ti, Argentina, August 9, 2013